El área Común en un condominio es el terreno, sótanos, puertas de entrada, fachada, vestíbulos, corredores, escaleras, patios, jardines, plazas, calles interiores, instalaciones deportivas, de recreo, de recepción o reunión social y los espacios señalados para estacionamiento de vehículos, siempre que dichas áreas sean de uso general tanto para los mismos Condóminos como para los visitantes.

Además de  instalaciones, aparatos y objetos que sirvan de uso o disfrute común, tales como fosas, pozos, cisternas, elevadores, montacargas, estufas, hornos, bombas, motores, canales, conductos de distribución de agua, drenaje, calefacción, electricidad y gas, locales, obras de seguridad, jardines, zonas de carga en lo general, los cimientos, estructuras, muros de carga, los techos y azoteas de uso general; y cual quiera de las otras partes del inmueble con excepción de los que sirvan exclusivamente a cada unidad de propiedad privada.

Por lo que el Administrador deberá de tomar en cuenta para el área común en un condominio:

  1. Dar mantenimiento a dichas áreas, aparatos y equipos de acuerdo a su programación.
  2. Contar siempre con material, herramientas y equipos para las reparaciones necesarias.
  3. Contar con personal de mantenimiento adecuado para las reparaciones que se pueden realizar de inmediato y para las cuales el personal de mantenimiento esté calificado.
  4. Contar siempre con números de emergencia para las reparaciones de equipos necesarios para el diario funcionamiento del inmueble como alumbrado, elevadores, climas, etc.
  5. Hacer una revisión diaria apoyada con el personal de mantenimiento de todos lo que hay en áreas comunes y de que se encuentre en buenas condiciones.

Ahora que ya podrás identificar el área común en un condominio, es indispensable que sí se tomen en cuenta los puntos anteriores, para realmente obtener los resultados esperados del funcionamiento de las instalaciones. Si tienes dudas sobre algún detalle del área común de tu condominio puedes revisar en la escritura constitutiva y en el reglamento, ya que ahí deben venir establecidas.

Pero, si no se encuentran en óptimas condiciones deben hacer un cambio lo antes posible para evitar que su propiedad se devalúen, hay administradores profesionales que no solo se preocupan por lo básico, abarcan cualquier detalle de manteniemiento, seguridad, limpieza y muchos puntos que te van a interesar.